El coeficiente de consanguinidad (F)

La medida de la consanguinidad la establece el coeficiente de consanguinidad (F) . Que se define como la probabilidad de que un individuo en un locus determinado posea dos alelos idénticos por ascendencia.

Cada progenitor aportan a la siguiente generación la mitad de los genes, la union del óvulo y el espermatozoide dan al nuevo individuo la dotación completa.

 

Si analizamos este caso, siguiendo el trayecto desde E hasta E pasa por los animales B y X, es decir hay dos generaciones de por medio. 

 

Por tanto la probabilidad de que en el individuo X confluyan dos genes procedentes del antecesor comun (E) es (1/2)2

Fx= 0,25

Esta forma de calcular F, mediante el  diagrama de pasos, es posible si se conoce la genealogía de cada animal.

Cuando existen más de un antepasado en común, se puede seguir el mismo procedimiento sumando la consanguinidad que aportan cada uno de estos ancestros comunes.

  

La consanguinidad en este caso será la suma de las consanguinidades:

  1. Que aporta el antepasado común E;  El trayecto desde E hasta E pasa por B y X (dos generaciones) F= (1/2)2
  2. Que aporta el antepasado común L; El trayecto desde L hasta L pasa por F, B, X, E y C (cinco generaciones)  F= (1/2)5

 

Fx= (1/2)2 + (1/2)5

Fx=0,28125

Esta forma de calcular el coeficiente individual de consanguinidad es el

Método de Malecot o de los coeficientes de parentesco.

Otra de las formas clásicas de calcular F es mediante el Método de Wright o de los coeficientes de sendero.

 

Los progenitores de  X , son A y B y comparten como antepasado común el L.

Si queremos calcular Fx = probabilidad de ser homocigoto por ascendencia, por tanto, para calcular su valor, una vez conocida se genealogía es cuestión de determinar las probabilidades de transferencia por generación. Para ello se utiliza el diagrama que permite ver la transferencia de una generación a la siguiente. 

Empezamos calculando la posibilidad de que I y E lleven copias idénticas del mismo gen de L . es decir la probabilidad de dos alelos tomados de L sean idénticos.

  • Si el locus considerado, en L, está de homocigosis, la probabilidad de que I y E lleven dos genes idénticos procedentes de L será 1. Este suceso ocurre con probabilidad FL (el coeficiente de consanguinidad de L).
  • Si el locus correspondiente está en heterocigosis por descendencia (lo cual ocurre con probabilidad 1 - FL), la probabilidad de que I y E lleven genes idénticos será ½. [Si el padre es Aa existen cuatro combinacio-nes posibles AA , Aa aA , aa, dos de genes idénticos y dos de genes distintos].

La probabilidad total de que I y E lleven genes idénticos será:

A partir de este punto, la probabilidad de que el gen se transmita en cada generación al antepasado siguiente será 1/2.

Y por la otra via la probabilidad será:

Por tanto Fxserá el producto de tres factores

  • Probabilidad (de recibir un alelo de B)
  • Probabilidad (de recibir el otro alelo de A)
  • Probabilidad (de que lo anterior sea posible si I y E posen genes idénticos)  

Fx=(1/2)3·(1/2)2·(1/2)·(1+FL) = (1/2)3+2+1·(1+FL)

3 y 2 son los números de generaciones que transcurren entre los descendientes directos del antepasado común y el individuo en estudio (o entre los padres de éste y el antepasado común).

En genealogías más complicadas, con más de un antepasado común o más de una vía de acceder a alguno de ellos, Fx será la suma de las aportaciones de cada vía de ascendencia.

En general, estos números serán n1 y n2 y la expresión anterior será:

siendo : 

Fx el coeficiente de consanguinidad del individuo X 

n1 el número de generaciones entre el padre de X y el antecesor común 

n2 el número de generaciones entre la madre de X y el antecesor común 

FA la consanguinidad de cada antepasado común Ai 

p número de vías 

La sumatoria corresponde a cada antepasado común y cada vía de conexión entre los padres de X y el antepasado común.

En la búsqueda de vías tenemos que considerar dos reglas básicas:

  • Una vía que empieza en uno de los padres y acaba en el otro sólo puede cambiar de sentido en el tiempo una vez, cuando se llega al antepasado común. En general, no es posible la transferencia de genes de los hijos a los padres.
  • No se puede pasar dos veces por el mismo individuo en una misma vía porque ello implicaría que éste es antepasado común de ambos padres y, por tanto, habrá una vía de ascendencia que lo incluirá como antepasado común en la que ya se considera la posibilidad de que sea consanguíneo como consecuencia de complicaciones pasadas en la genealogía (para esto se incluye la consanguinidad del antepasado común)